Nikkei Life

Archive for noviembre 30th, 2008

Regresaba un tanto triste a casa, con el ánimo divagando de aquí para allá. Cerré los ojos y llegué al Sur, a aquél pequeño pueblo donde me llevaste por primera vez… recorrí sus viejas calles, aquellas que juntos caminamos tomados de la mano. Todo me pareció tan cercano, tan real,… como si estuviese ahí en verdad.

Volví a mi momento, a esa bulliciosa esquina de Duarte con Senfleur. ¿Cómo pasó? Realmente no lo sé… Seguí caminando unos cuantos metros más  pero admito que aún no era “Yo” del todo. De repente escuché mi nombre… “Taniaaaa!”, giré a la izquierda (casi siempre giro por la derecha) buscando quién me habría llamado. Vi muchas caras conocidas, a fin de cuentas es un pueblo pequeño, pero nadie parecía llamarme. “Qué raro” pensé. Opté por hacer caso omiso y caminé unos pasos más cuando volví a escuchar la misma voz, ahora con más fuerza. Me detuve. Al girar, de algún modo el letrero del a nueva comañía de telefonía móvil me llamó la atención. Y lo había visto tantas veces, pero… la “a” me pareció una “e”, inexplicablemente. Me quité los lentes, los limpié, volví a colocármelos. Ahora sí observé el logo: “VIVA”. ¿Qué? ¿Qué me pasó?

Aún seguía un tanto confundida… cosa rara me estaba pasando, pensé. ¿Sería la falta de sueño? ¿Sería el estado Ni Fu Ni Fa que he tenido en los últimos días? ¿Sería el estrés?

Sin más “cosas raras” regresé a casa. Libros sobre el escritorio, zapatos por aquí, me tiro en mi cama e intento dormir. No puedo. La música del vecino a todo volúmen no me dejó descansar. A fin de cuentas, era sábado por la tarde y tampoco quería aguarles la fiesta. Sin más que hacer, me senté frente a la PC y presioné “Play” en el teclado de acceso directo. Siempre es una sorpresa saber con cuál canción salta mi reproductor de música.

En ese momento, me quedé atónita. En mi audífono comenzó a sonar Milly Quezada, precisamente con su canción “Vive”. ¿Qué? ¿Qué? Todavía sigo analizando la situación y me parece sumamente extraño. La manera en que todo ocurrió. El orden tan especial, y más aún, el hecho de que WMP reproduciera precisamente esa canción cuando tengo alrededor de 18GB’s de música…

¿Será esto un mensaje celestial?
Yo no sé, pero si la intención era subirme los ánimos…¡vaya que ha funcionado!

Haciendo honor a la canción:

Vive, dile
Vive, dile que digo yo
Vive, dile al que está a tu lado
Vive, dile que hay mucho amor
Vive, para dar que la vida es buena
Vive, ella es un don de Dios
Vive, vive, toma y deja
Vive, da de ti lo mejor
Vive, vive la vida que es un regalo
Vive, como lo disfruto yo
Vive, coge la alegría
Vive, también, también en el dolor
Vive, vive, vive
Vive, para ser feliz
Vive, aunque estemos lejos

Vive, vive que la vida sigue

Sin lugar a dudas, hay que VIVIR.

Anuncios

noviembre 2008
D L M X J V S
« Oct   Dic »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Posts viejos

Me han leído...

  • 262.016 Visitantes
Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: